jueves, 30 de septiembre de 2010

Dolor


En cuanto el cuerpo de dolor se apropia de ti, quieres más dolor. Te conviertes en una víctima o en un agresor. Quieres causar dolor, sufrirlo, o ambas cosas (…) Como no eres consciente de lo que haces, afirmas vehementemente que no quieres sufrir. Pero (…) Tu manera de comportarte y tu forma de pensar están diseñadas para perpetuar el dolor (…) Si realmente fueras consciente de él, esta pasión se disolvería, porque desear más dolor es una locura y nadie está conscientemente loco.

Eckhart Tolle




miércoles, 29 de septiembre de 2010

A tus pies


A tus pies me llevan las aguas,
soy una tabla de naufragio
medio oculta por la espuma.

Mi voz no llega a canto de sirena
y el tono lo apaga la profundidad del mar.

He arrastrado corales que ofrecerte,
llevo el olor de las estrellas marinas;
pero tú sólo has reparado en la madera podrida.

Sakkarah




martes, 28 de septiembre de 2010

Cuentos

Autor imagen: Diego Moscato


Hoy un pequeño repaso por el mundo de la sabiduría de los cuentos. Uno de ellos, el de la caperucita roja y el lobo feroz. Un gran cuento, el cuento más veces contado y conocido por los niños, pero el peor comprendido de ellos. ¿Quién dijo que los cuentos se escriben para los niños? Sin duda alguien que no tenía ni idea, pues los cuentos traen al inconsciente toda una serie de arquetipos que remueven los afectos. Son una fuente de aprendizaje emocional, más que interesante. Por eso los niños suelen quedarse fijados con alguno de ellos y necesitan que se los lean una y otra vez, hasta comprender su imagen y su significado, encubierto siempre, mensajes que el inconsciente necesita asimilar para comprender determinados estados o nudos emocionales.

El lobo feroz no es tan feroz como lo pintan, ni la caperucita tan inocente como la pintan, pues detrás de ese pobre lobo quizás exista una caperucita y detrás de esa caperucita una grandes garras dispuestas a ser utilizadas cuando el momento se presente. Mala fama ha tenido siempre el lobo, pero se ha de reconocer que después del perro, es el animal más leal. Buena fama ha tenido la caperucita, pero esa caperuza roja representación de los deseos y los instintos no tiene ese color porque sí. En esencia, caperucita y el lobo, no son tan diferentes entre sí, el uno no es nada sin el otro puesto que forman parte del mismo cuento, es decir son el mismo cuento.

Lyra



lunes, 27 de septiembre de 2010

A tu lado

Autor imagen: Ladarcil


A tu lado, se opaca lo más próximo hasta estrechar nuestro mundo. Son nuestros instantes de amor, cuando de un simple asiento hacemos un palacio, o de un carro un castillo de caricias.

En cada charco tu rostro, en el alma tu huella. Nuestro camino incierto por los más intrincados vericuetos, continua. Aún no han dado con mis huesos las curvas, o los precipicios. Y es que el amor no se rompe. Elástico se estira, agranda, todo lo cubre y envuelve, todo lo anima y embellece.

A través del tiempo, siempre, estaré a tu lado.

Sakkarah



domingo, 26 de septiembre de 2010

Apagaré...

Autor imagen: Widyantara

Apagaré el largo sol un rato
Para ver crecer la noche.

Denis Osorio



sábado, 25 de septiembre de 2010

Tu beso


A través de tu beso penetro las estancias cavernosas del misterio. Ruedo vertiginosamente hasta perderme en ti sin encontrarte.

Me dejas hacer en tu espalda, y jamás muestras el rostro del amor.

Tu intermitente luz me vuelve loca, me ciega, me pierde. Arde lo incierto, y agotado se apaga; pero de una sola pavesa vuelve todo a resurgir.

Una sucesión de escenas eres en mi mente, un imaginario ser entregado a la caricia. Vapor, aroma, nada.

Hoy quiero verte como te representas, impasible ser de piedra o hielo.

Sakkarah




jueves, 23 de septiembre de 2010

Casualidad


Lo cierto es que la casualidad es lo que llena la vida de misterio y reconforta pensar en su existencia, pues sabemos muy poco de quienes somos y es aliciente para no perder la ilusión, pues no todo podemos tenerlo bajo control y eso nos impulsa a seguir buscando en el misterio de las cosas y las personas. La causalidad, por otro lado, nos devuelve al mundo de la realidad y nos hace un poco más responsables con lo que pensamos o decimos. Parece pues que algo de magia se va perdiendo por el camino, pero no la capacidad de sorprerderse ante la majestuosidad que significa el acto de vivir. En realidad, creo que ambas juegan con nosotros, y nosotros con ellas. Porque no todas las causas que generamos se evidencian en efectos, ni todos los efectos generan nuestras causas, ni todo es casual, ni nada no es casual.

La vida es un gran misterio, pero infinitamente bonito para ser experimentado y sentido.

Es increíble la intensidad de los pequeños instantes, cada uno tan importante con ese primero que es despertarse y darse cuenta de que el sol volvió a salir otra vez.

Lyra




miércoles, 22 de septiembre de 2010

Amor


Lo que denominamos amor puede ser placentero y excitante durane algún tiempo, pero es un apego adictivo, un estado de extrema necesidad que puede convertirse en su opuesto en un abrir y cerrar de ojos. Transcurrida la fase inicial de euforia, muchas relaciones amorosas oscilan entre el amor y el odio, la atracción y la agresión.

Eckhart Tolle




martes, 21 de septiembre de 2010

Personalidad


A todos nos gusta aparentar que tenemos una gran personalidad, que somos independientes, que no necesitamos de nadie, y muchas otras cosas; pero en realidad somos seres que nos dejamos manipular con facilidad, y que estamos en manos de una sociedad de consumo, sin deseos de romper con ella.

Nos hemos dejado aspirar por el capitalismo, y nos valoramos unos a otros por lo que poseemos. Esto, ya no sólo en lo material, sino también en lo referente a unos cánones puestos por la sociedad en cuanto a belleza se refiere.

Nos escudamos con facilidad en la disculpa de que, uno solo no puede cambiar el mundo, y eso hace que no se haga posible la transformación.

Sakkarah




lunes, 20 de septiembre de 2010

Libertad

Para escuchar, cerrar música de fondo al final de la página.




Oscuridad


Qué mejor que un poquito de oscuridad para luego apreciar esa luz que siempre está porque nunca ha ido.

Lyra




domingo, 19 de septiembre de 2010

Esto fue...


Apenas un recuerdo, un vago sueño
de pasados domingos sin iluminarias
donde los camareros se aburrían
en establecimientos de segunda categoría.

Todo lo demás es un recuerdo nostálgico
de prensados días escolares
en el juvenil guardapolvo de los lunes.

Un sueño escaso de lluvias impares,
de noches inconclusas en mi pijama a rayas,
de furtivas huidas sin permiso
y, quizás, de algún funeral sin esperanza.

Años cautivos que huyeron de nosotros
a través de uno textos donde puede leerse:

Hoy no llueve... Domingo...
Quizás mañana muertos...
Mi padre me ha pegado...
Ya no hay amor... La una menos diez...
Huimos...
Y huimos para siempre.

Jose antonio Labordeta



Un recuerdo con mi cariño para él



jueves, 16 de septiembre de 2010

Amor


¡Oh amor poderoso¡ Que a veces hace de una bestia un hombre, y otras, de un hombre una bestia.

William Shakespeare




Mariposa

miércoles, 15 de septiembre de 2010

Pasado



Autor imagen: Paula Sanz Caballero


El pasado es inexorable, aunque real para nuestra mente. Lleno de grietas a las que por no sé que proceso mental uno le pone un pegamento especial. La idea es que ese pegamento le confiere la estructura general y lineal que le falta, ofreciendo un aspecto aparentemente real a algo que en verdad es ilusorio.

Está bien pedir a los demás que nos quieran, y una necesita siempre oír de los labios del otro que nos quiere, pero las ramas dan su fruto cuando el amor que uno necesita sale de dentro a fuera.

Esto funciona así, si no otra vez continuamos poniendo ese pegamento especial del que te hablaba, un pegamento muy sutil, pero que da continuidad al tic tac de la ansiedad.

Lyra




martes, 14 de septiembre de 2010

Cambios

Autor imagen: Jim Brandenburg


A lo largo de nuestra vida hay una continuidad en la actuación, con variables, por supuesto. Casi siempre, para quien nos conoce, solemos ser predecibles.

Las variables son con las que hay que jugar, las que van dando un sentido con más colorido a nuestra vida, las que pueden hacer que sorprendamos y que nos sorprendamos a nosotros mismos.

Esto no quiere decir que nos encasillemos, sino que cada uno es cada uno, y los cambios los va dando de acuerdo a su forma de ser.

Quizá, poniendo mucho empeño a una persona se le pudiera dar un cambio de 180 grados, pero se tiene que sentir uno perdido y mal, siendo un extraño para sí mismo.

Sakkarah



Premios





Pilar me ha concedido un premio que me gusta mucho y me parece elegante, como es ella.

Yo lo comparto con los siguientes blogs, que se lo merecen de verdad.

Lasosita

Auroraines

Noelplebeyo

Ninfa azul

Murci

Felix Casanova

Pau

Marisa

Ángel

Mariana

Ashia me ha concedido otro que también es muy bonito. Un premio que ella tiene muy merecido. Lo comparto con los blogs que pongo a continuación, que lo tienen también muy merecido.

Belkis

Osane

Aniki

Jose

Miguel

Lorena Chavarría

Calvarian

Susana Terrados Sanchez

Morgana

Silvia

lunes, 13 de septiembre de 2010

domingo, 12 de septiembre de 2010

No somos autsuficientes


A las personas se las conoce, no sólo por lo que hacen, sino que también por lo que dicen; y si dicen y no hacen…se las conoce aún mejor.

Somos como moscas atrapadas en tela de araña, necesitamos de la historia de nuestros pueblos, de nuestros antepasados, de los recuerdos. Son hilos sutiles a los que vamos siempre atados. Damos pasos hacia delante, pero en seguida tiramos del hilo del pasado, paro no romperlo. Es como si necesitáramos apoyos, bases, ejemplos.

No somos autosuficientes, somos siempre apéndices de algo.


Sakkarah




sábado, 11 de septiembre de 2010

Paz


A veces cuando se desea tanto la paz, sucede que uno se convierte en la persona más violenta del mundo.

Lyra




viernes, 10 de septiembre de 2010

Sobre el viento


A ahorcajadas sobre el viento, galopo cercana al enemigo. No es un contrario, es un borrón en el papel blanco.

En soledad la ira se trocea, se desmenuza, se destruye; y el desconsuelo nos lo inflige esa persona que tanto nos importa a nuestro pesar.

Hay frases comunes, que nos llevan a nuestro centro. Ellas no tienen que ser ciertas, pero nos interrogan y a partir de ahí se deshace la madeja. Todas las muletas sirven para andar si aprendemos a utilizarlas.

No siempre es importante la razón, el sentimiento es el adalid de nuestra vida. El se deja escuchar cuando no hay razones.

El tiempo, y las nuevas ilusiones acaban con los pequeños recuerdos. Los amortiguan, los estrangulan, los mutilan hasta dejarnos vacíos.

Yo he aprendido a vivir desnuda, sin un bolsillo al que asirme en tiempos tormentosos. Me abarco en mi propio abrazo, y asisto a las fiestas de otros como mero espectador para darme cuenta que el zapato no me calza, que la carroza pasó con el vestido arrastrando, que secuestraron al príncipe, y sólo me queda el bosque.

De nada sirven las palabras que pasan por nuestra vida, y no calan en el alma. Palabras que corren para ser empapadas por otro agente receptor. He confeccionado un saco para tus silencios, y en ellos me adentro para encontrar mi desamparo. Es entonces cuando poco a poco me hago fuerte.

En estos momentos me está viviendo la vida.

Sakkarah





Autor imagen: Irisz Agocs



jueves, 9 de septiembre de 2010

Equilibrio y más...

Autor imagen: Esao Andrews



El equilibrio es sólo una palabra, pero lo cierto es que la clave consiste en ir aprendiendo y haciendo equilibrios con lo que la naturaleza y la gente nos da o nos quita.

Olvídate de cambiar nada. He llegado a la conclusión de que no hace falta cambiar nada porque las cosas y la gente ya se encargan de cambiarnos día a día. Lo único que importa es comprender el porqué nos pasa lo que nos pasa y el porqué las emociones a veces no trastornan de manera que la balanza siempre se decanta hacia ellas, dejando a la razón de lado e impidiendo que ponga un poco de orden y de tranquilidad a ese torbellino. Al unísono deberían ir. Esto se consigue con la práctica y los años, con la buena intención y con la autoestima en su sitio. ¿Difícil? Sí, y mucho. ¿Pero acaso tenemos algo mejor que hacer? Pues no. Esta es la prioridad de las prioridades. Por lo menos, en mi caso quiero que sea así. ¿Esto nos hace más felices? Sin duda. ¿Y más personas? También.

Uno debe luchar por lo que quiere y por lo que cree, pero no lo podemos tener todo. Y además ¿quién lo quiere todo? Creo que quizás aquellas personas que no han acabado de comprender.

Sentirse triste por lo que uno no tiene, es perder el tiempo. Luchar por lo que uno quiere es emplearlo bien, y quererse a uno mismo, lo único principal. El ego tiene formas muy sutiles de manifestarse y comprender la completitud de lo que uno es, significa un trabajo de muchos años. Cada día se aprenden nuevas cosas, esas cosas nos cambian y una ha de estar muy alerta, muy atenta, con todo lo que nos sucede por dentro y por fuera. Y en todo ese proceso, ir equilibrando los sentimientos con la razón. Esta es la verdad mayor de la que yo he conseguido capaz de tener consciencia. Cada uno de nosotros hacemos el mismo camino y trayecto, unos tardan más y otros menos, pero el final es el mismo, comprender.

Todos necesitamos ser queridos, y lo somos. El problema es que no nos lo creemos y seguimos pensando que estamos solos. Lo que realmente no es bueno, es pensar de esta manera, o creer que los demás no nos quieren porque no han aprendido a demostrarlo, o querer en demasía sin saber dosificar los sentimientos. Pero la solución, como te expresado no estar en proponerse cambiar, ni en hacer un acto supremo de voluntad, si no en comprender como funcionamos por dentro y por fuera e intentar ser felices la mayor parte de tiempo posible.

Debemos estar contentos por todas las cosas buenas y las personas que nos quieren. El resto es una gran broma en la que tiempo se deleita haciéndonos bailar como una peonza en sus propias manos. Pero fíjate bien lo que te diré, porque esta batalla, no la gana el tiempo, la ganamos nosotros.

Lyra




Una mujer está sola


Una mujer está sola. Sola con su estatura.
Con los ojos abiertos. Con los brazos abiertos.
Con el corazón abierto como un silencio ancho.
Espera en la desesperada y desesperante noche
sin perder la esperanza.
Piensa que está en el bajel almirante
con la luz más triste de la creación
Ya izó velas y se dejó llevar por el viento del Norte
con la figura acelerada ante los ojos del amor.
Una mujer está sola. Sujetando con sus sueños sus sueños,
los sueños que le restan y todo el cielo de Antillas.

Seria y callada frente al mundo que es una piedra humana,
móvil, a la deriva, perdido el sentido
de la palabra propia, de su palabra inútil.
Una mujer está sola. Piensa que ahora todo es nada
y nadie dice nada de la fiesta o el luto
de la sangre que salta, de la sangre que corre,
de la sangre que gesta o muere en la muerte.
Nadie se adelanta ofreciéndole un traje
para vestir una voz que desnuda solloza deletreándose.
Una mujer está sola. Siente, y su verdad se ahoga
en pensamientos que traducen lo hermoso de la rosa,
de la estrella, del amor, del hombre y de Dios.

Aida Cartagena Portalín




miércoles, 8 de septiembre de 2010

Columpio


Mientras se columpiaba, miraba la vida desde arriba. Le resultaba curioso el movimiento, el bullicio, y las expresiones de las diminutas figuras. Su balanceo se iba haciendo desproporcionado, y no todo fue perfecto entre la brisa, pues una de las cuerdas de oro se soltó, dejándola caer hacia la luminaria de edificios que guardaba la noche.

Al despertar, se dio cuenta que había perdido la memoria. Ya no recordaba los infinitos cielos del paraíso, ni el columpio donde mecía su extraña felicidad. Ahora estaba en una cama, algo totalmente desconocido para ella, en una habitación que parecía cortar el aire. Tenía sensación de ahogo, y temblaba su cuerpo al encontrarse en una situación desconocida, con personajes que nunca había visto.

Al levantarse, vio su figura en el espejo; era igual que los diminutos seres a los que ojeaba desde su altura. Quizá es que nunca antes encontró un lugar que le devolviera su imagen, de manera tan nítida. Se sentía asustada porque se daba cuenta que no había posibilidad de retorno. El caso es que no sabía vivir, que no sabía que es lo que tendría que hacer en adelante, ni cómo se debería comportar.

Iba acumulando la mayor información posible, y aunque sólo habían pasado unos pocos días, se daba cuenta que había demasiada dificultad en esa existencia. Notaba el cansancio, una sensación nueva, que no tenía codificada en su memoria. Todo le era novedoso, y costoso, y sólo mirar el tapiz estrellado del cielo hacía que sintiera un ápice de confianza; como si de allí pendieran los hilos de su existencia.

Conoció la palabra, y la amó. Hizo de ella el estandarte de su vida. Sabía que los vocablos conseguirían llevarla allí donde pertenecía. Encontraría las claves que la transportaran al olvidado mundo de la imaginación.

Sakkarah




martes, 7 de septiembre de 2010

No soy hábil


No soy hábil con los mecanismos que mueven el amor, pero sé elevarte cada noche al lugar de los luceros.

Emprendo un canto que me eleve, con el fino hilo de esperanza, su cometa.

Otros se pavoneaban de la suerte en el amor, mientras yo me sentía débil apoyándome en tu brazo sin fuerza.

Nunca perdí la sonrisa, a pesar de cada aciaga noche.

Se perder, y por tanto, consolar al perdedor.

Emprendo hasta el agotamiento que me permite el olvido.

Hay quien alardea de su victoria, pero al viento nadie le detiene.

A brazo partido me abrí paso hasta encontrar las ruinas.

No me hizo grande tu amor, pero mi lugar lo guardo firme.

Hoy me he renovado, puse el traje de los misterios, el de los encuentros.

No disfrutaré de nada, porque sé que siempre vendrán a arrebañar el plato.

Dejo que mi voz se oiga, es el pilar que me sujeta cuando desfallezco.

No olvidaré lo perdido, para no afianzar lo inseguro.

Se que me llegará todo lo que no se me dio, y espero.

Avanzo con cautela, para que nadie me despoje abiertamente.

Mi consuelo es que el amor es intermitente: amor, desamor, amor...

Hago camino hacia una claridad incierta, pero de fieros destellos.

Sakkarah




La tierra...


Te escribo unas cuantas cosas que me rondan por este agujero negro mental donde lo real y lo ilusorio cada día están más difuminados.

La tierra (y la vida) da y toma. Ella gobierna y tiene su propia manera de continuar existiendo, y nosotros, a veces desde el miedo, a veces de la claridad, formamos parte de esa Tierra. Y como se canta en la parte III de esa trilogía soñada, han pasado cientos de años, y aún así, uno siente los tambores lejanos de nuestro padre y es por eso vivimos más de 100 años.

Creo que están pasando grandes cosas y que todo está de alguna manera fuertemente interconectado. Lo mejor de todo es que puedo decir esto y continuar conservando la cordura más que nunca. Extraño agujero negro éste, el que me ha tocado por mente. Hay un gran misterio ahí que se me escapa y para el que no tengo respuestas, pues es extraño vivir entre paradojas y seguir creyendo que a pesar de ello, siempre acaban reconciliándose. No se por qué te cuento todo esto, pero como siempre digo, algún sentido tendrá.

Lyra




Futuro


Ando hacia un punto donde lo que me voy a encontrar se hace invisible. He luchado por no tropezar con los nidos caídos, con los pájaros muertos. Aún el humo de aquellas alas calcinadas ciega mi vista.

Mis ojos hacen presente un sueño dormido, el último sueño. Respira sobre mí el destino, me echa su aliento en mi oído; y en un espejo me reflejo distinta, como si el intuyera los cambios que traerá la vida.

Aún llevo el armiño de la ausencia sobre los hombros, y derecha voy al perchero donde quedará colgado al traspasar la puerta. No se abrirán mis labios para contar lo que he sentido. Muere en mi paladar todo recuerdo.

Sakkarah




lunes, 6 de septiembre de 2010





domingo, 5 de septiembre de 2010

Tallos secos


De las manos salen tallos marchitos esperando que alguien de parte de su defunción.

La fuente está seca, el cabello lacio, y la ojera pronunciada.

Se borró el camino que lleva al mar, pero el alma es audaz, y el cuerpo responde con gracia al primer paso.


Sakkarah




Sentido

Autor imagen: Shadowelve



Todas las cosas tienen un profundo sentido, cada vez lo veo más claro y sigo estando bastante cuerda... Lo único que nos suplica y exige a gritos el universo es que seamos felices con las pequeñas cosas.

Lyra




sábado, 4 de septiembre de 2010

Citas


Cuando te inunde una enorme alegría, no prometas nada a nadie. Cuando te domine un gran enojo, no contestes ninguna carta.

Proverbio


El sabio puede sentarse en un hormiguero, pero sólo el necio se queda sentado en él.

Proverbio


Añorar el pasado es correr tras el viento.

Proverbio


Si eres paciente en un momento de ira, escaparas a cien días de tristeza.

Proverbio


Huye de los elogios pero trata de merecerlos.

François Fénelon


Un lugar



Sé de un lugar para el reposo, y allí te encontraré.
Mis labios te esperan con la confianza puesta en la caricia.
Me acercaré al sitio que el destino preparó para nosotros.

Hay un manantial donde corre el agua limpia
allí beberé de tu amor.
Todos mis recuerdos quedaron dormidos para salir en tu busca.

He roto la costumbre a la que me hizo la tristeza
Sé que tu piel transpira la alegría.

Eres en mí sin conocerte
Fluyes como río preñado del reflejo de la luna.

Sakkarah




viernes, 3 de septiembre de 2010

Laxitud


Uno pasa el tiempo luchando a brazo partido por vivir. Es algo muy intenso y vital. Es como si todo se tuviera que conseguir entregándose a ello, buscando, bregando... Pero llega un momento que ya no se puede más, y acude el cansancio. La laxitud te invade, y te das cuenta que nada vale tanto como para llegar a la extenuación de tus fuerzas.

Nada importa. Ya se encargará la vida.

Sakkarah




jueves, 2 de septiembre de 2010

Indiferencia


Existimos porque somos y somos porque sentimos. Eso es lo que nos hace reales.
nada se pierde en este mundo absurdo y todo permanece por siempre, aunque esté en constante movimiento y el resultado produzca un vértigo existencial.

Uno de los principales problemas a donde nos conduce la indiferencia, es al de crear soledad, tanto en el mundo como en nosotros mismos. No hay nada que nos sea indiferente. Cualquier dolor físico, cualquier enfermedad, no nos deja indiferentes; cualquier comentario bueno, cualquier afrenta, tampoco nos deja indiferentes. Uno piensa sobre las cosas y las personas, escribe y se expresa porque su propio pensamiento no le deja indiferente; pretender diferenciarse a través de la meditación o de la práctica de la religión, de toda la diversidad existente, sólo es crear más ilusión a la ilusión que representa vivir y pensar. A nadie se le enseña a vivir, ni a ser libre, eso es algo que uno va aprendiendo con los años y con la voluntad sincera de comprender quien es y qué sentido tiene todo lo que nos rodea.

No es cierto que la indiferencia cree más interés, porque nada, nada nos es indiferente. Y la persona que se muestra indiferente, lo que finalmente consigue es hacer sentir solo a los demás, y lo que es peor, sentirse sola ella misma. La cuestión es que uno ha de estar pendiente de los demás y tener paciencia, pero también dejar que se equivoque y llegue a sus propias conclusiones, conclusiones que el otro quizás vea claras, pero que la persona que está a nuestro lado deberá descubrir por si misma.

Si es cierto que la tolerancia y la paciencia son dos virtudes que uno debería cultivar, cuidar y mimar. La naturaleza es paciente, la tierra es paciente y tolerante con su peor enemigo, que somos nosotros, pero jamás se muestra indiferente, sí se le hace daño, responde y te lo hace saber, a través de sus terremotos, sus sequías, su cambio climático, etc. etc... Nosotros no somos tan diferentes de ella.

Lyra




Cita


A la hora de la verdad, que es la de buscarse a sí mismo en lo objetivo, uno olvida todo y se dispone a no ser fiel más que a su propia sinceridad.

Gerardo Diego




miércoles, 1 de septiembre de 2010

Desilusión


Somos nosotros los que damos valores al otro que quizá no tenga, y cuando la realidad se impone, nos desilusionamos.

Sakkarah



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...